• Todo Mascota

El árbol de navidad y el gato

Gatos y los arboles de navidad

Otro año más ya llegamos a las navidades y en muchos de nuestro hogares, empezamos a poner los adornos navideños, como los árboles de navidad, las figuras… todo es muy bonito, pero esto conlleva una atracción por parte de nuestros gatos.

Nuestros gatos tienen una gran atracción por todas esas luces y reflejos que vienen de los adornos. Recuerda esa frase de que los gatos son curiosos por naturaleza, cuando montamos el árbol de navidad, a nuestro gato le empieza a surgir una atracción por trepar ese nuevo “juguete”, que han encontrado en su casa. Fijo que ya sabes que las luces y los colores llamativos llaman mucho la atención de nuestras mascotas, fijo que tiene juguetes coloridos o que has utilizado una luz para jugar a que tu gato cace la luz, pues ahora nuestros árboles de navidades son una caja llena de juguetes, para él, por lo que no te tiene que sorprender que lo tomen como su nuevo juguete particular, esto conlleva multitud de destrozos, además de un posible riesgo para la salud de nuestro gato.

Y como es eso, de que nuestros lindos e inofensivos adornos navideños pueden resultar dañinos para nuestras mascotas, tenemos que tener en cuenta varias cosas, que puede no se nos pasara por la cabeza.
Plantas navideñas, como la flor de pascua, son totalmente venenosas, para nuestras mascotas.

El árbol de navidad, en el caso de los naturales, su resina puede resultar toxica o causar un bloqueo gástrico, en el caso de los artificiales pueden tragarse las puntas o los plásticos que lo forman.
Los adornos, los que cuelgan de sus ramas, con colores o texturas llamativas y que despiertan el instinto cazador de sus gatos, al moverse entre sus ramas y al ser objetivos alcanzables por sus zarpas. Ten cuidado de poner adornos que se puedan romper al caerse o al ser mordidos, nuestros gratos se podrían herir o tragar pedazos de estos adornos. O Podrían caerse encima de uno de ellos y al ser demasiado pesado o con formas peligrosas, produciendo heridas.
Las luces del árbol navideño, son un montón de cables, que intentamos que se vean lo menos posible, pero que nuestros gatos encontraran y nos encontraremos con el problema, de que estos pueden que se dediquen a morder esos cables, provocando un gran riesgo para nuestra mascota.

Cuidado con las velas, no porque nuestro gato se vaya a quemar, sino porque pueden tirarlas jugando o puede caerse algún adorno encima de ellas y provocar un gran riesgo para la seguridad.


Arboles de navidad y gatos
Para evitar disgustos, tomemos una serie de pequeñas medidas, que nos permitirá tener adornos navideños y mantener a nuestros gatos sanos y salvos.

1. Evitar que el árbol se pueda caer, fijar bien el árbol, para aunque el gato se suba, no lo pueda tirar. La base cúbrela de papel aluminio, este no les gusta nada, lo que provocara que no se acerque.

2. Monta o coloca el árbol, sin adornos y déjalo un tiempo, para quitar la curiosidad al gato, para cuando pongamos los adornos.

3. Adornos de tela, adornos que no se rompan y que además no cuelguen mucho, pon más adornos en la parte superior que en la inferior.

4. Cuando no estés en casa, las luces desenchufadas.

5. Tenemos olores que no les gustan a los gatos como la citronela, ve a una tienda de mascotas, que te recomienden algún spray para rociar el árbol y que tu gato no se acerque.

Esperamos que con estos pequeños consejos, los adornos de navidad estén más seguros y sobretodo que tus gatos jueguen, se diviertan y estén en su casa más seguros y tu más tranquilo.

0 Comentarios

Deja tu comentario